Dedicada a la comunicación en todas sus formas desde la escritura hasta la televisión, el arte y el mercadeo social. Convencida de que un mundo mejor es posible colaboró con programas de salud, educación, emprendimiento, desarrollo económico recibiendo varios premios internacionales por su trabajo.

Enamorada del chocolate y apasionada promotora del cacao ecuatoriano, co-fundadora de la Academia del Chocolate Ecuador con la intención de convertirnos en una sociedad de conocedores, y así honrar la tierra fértil y diversa que hace posible la existencia de uno de los grandes cacaos del mundo, el Nacional.

Promotora del comercio solidario para favorecer a los agricultores, se dedica a la capacitación y el entrenamiento en el procesamiento, desarrollo de productos y fomento del consumo tanto del cacao como del chocolate.